“Ayuso se traga un sapo amargo cocinado por su propio partido”. Libertad Digital.

Conchabeo PP-PSOE con los jueces, nada nuevo bajo el sol. Lo que sí es nuevo es que el PSOE se haga un Puigdemont.

El Mundo

“Gobierno y PP se reparten el Tribunal Constitucional con cuatro perfiles afines”. Federico Jiménez Losantos critica duramente esta vieja costumbre de nuestra democracia, y en particular, el nombramiento de Gabilondo como Defensor del Pueblo. “Ayer, para desdecirse de sus propias palabras y darle una torta a Ayuso, Casado hizo defensor del pueblo a Ángel Gabilondo, cuya campaña contra el PP en Madrid fue tan ruin que Ayuso le dijo que si de ella dependiera jamás sería defensor del pueblo”. El caso es que no dependía de ella. “El problema del dulce aroma de la Pastelería Judicial es que llega con el aire apestando a togas putrefactas”, en especial con la decisión sobre Dolores Delgado. “¿No podía Casado fingir que ha negociado y echado a la musa de las cloacas, la de información vaginal, éxito asegurado, y no que, simplemente, se ha rendido? Al llegar al CGPJ, ¿qué argumento usará para resistir?”. Lo más probable es que ni siquiera resista.

Mientras, el PSOE se declara en rebeldía contra la sentencia del Supremo sobre el rastas podemita. “Batet se arriesga a ser acusada de prevaricación si no retira el escaño al diputado Alberto Rodríguez”. Pues si la tía quiere arriesgar su puesto por el podemita, allá ella.

Dice el editorial que el desacato de Batet es “un inaudito pulso a la Justicia que la desacredita a ella para ostentar su cargo —nada menos que la tercera autoridad del Estado— y que contribuye a menoscabar los pilares de nuestro sistema democrático”. “El fallo del Supremo no se presta a disquisiciones o a interpretaciones al gusto del consumidor. Pero, decididos a ignorarlo, los socialistas unieron sus votos a los miembros de Podemos en la Mesa del Congreso y, suplantando a los mismos jueces, decidieron que el condenado Rodríguez se mantuviera en su trinchera”. Tiene narices la cosa, el PSOE fuera de la ley como un vulgar indepe. “Batet ha quedado del todo deslegitimada para seguir al frente de una responsabilidad tan alta que exige, antes que nada, absoluta ejemplaridad democrática”. Cada día queda más claro que el PSOE es Podemos.

Thank you for watching

Pero vamos a lo que realmente nos puede quitar el sueño. La inflación desbocada. “El incremento de los precios de la energía, el encarecimiento de las materias primas y el también preocupante alza los costes logísticos se están traduciendo en un alza inflacionista que estamos pagando ya en la cesta de la compra y que no tiene visos de remitir a medio plazo”.

“La luz lleva por las nubes desde hace medio año, el combustible en las gasolineras está en máximos, el precio medio de la cesta de la compra se dispara… Y, mientras, el Gobierno se dedica a apuntar en su plan presupuestario subidas fiscales que repercutirán en la clase media. Qué irresponsable gestión económica”. La crisis del 92 tumbó a González, la de 2008 a Zapatero y esta tumbará a Sánchez. Cuando duele el bolsillo la mayoría de la gente se olvida de ideologías. Pero para eso Casado tiene que dejar de hacer tonterías.

El País

El PSOE acepta perfiles duros del PP para el Constitucional“. “El Gobierno sitúa a un juez propuesto por Podemos”. ¿Un juez podemita? Eso sí que es un perfil duro.

“Meritxel Batet aplaza su decisión sobre el diputado Alberto Rodríguez y pide más aclaraciones al Supremo”. Atónitos nos tiene la Meritxel. Con Torra quedó meridianamente claro.

José Andrés Rojo insiste en la operación de blanquear a ETA del periódico del Ibex. “No es fácil quitarse de encima el odio que se fue alimentando con tanto fervor, y hará falta todavía mucho tiempo. Por eso son importantes esas palabras de Otegi, que el dolor de las víctimas ‘nunca debería haberse producido’, porque lo que dicen es que ETA no debió haber actuado como lo hizo, que aquello fue un inmenso y terrible error”. Si Otegi hubiera querido decir eso lo hubiera dicho, José Andrés. Mira qué clarito dijo lo de los presos y los presupuestos, ahí se le entendió perfectamente.

ABC

El dilema de Batet: cumplir con la ley o con los socios de Sánchez“. Esta mujer ha perdido la cabeza. “Batet y los miembros de la Mesa de PSOE y Podemos se enfrentan a su propia inhabilitación” por desobediencia. El editorial no da crédito a la rebelión socialista frente a la ley. “Batet mantenía ayer abierto el desafío a la Sala Penal del alto tribunal sin cumplir el fallo judicial y sin expulsarlo de la Cámara”.

“Batet sabe de sobra que no hay nada que aclarar, y Rodríguez debería abandonar el escaño en las próximas horas, sin más dilación”. Si se trata de la pasta que cobra como diputado – no tiene otra forma de ganarse la vida, como todos los podemitas– ya le encontrará Sánchez un carguito.

Batet tiene una obligación legal, e incumplirla supone desobedecer. Y el riesgo de declararse insumisa, como en su día hicieron Forcadell, Torrent o Atutxa para proteger al independentismo catalán o al partido heredero de Batasuna, también situaría a Batet ante un proceso judicial probablemente inhabilitante”. Debería ser inhabilitada ya. Menudo espectáculo que está dando el PSOE, poniéndose a la altura de los golpistas. Si el partido se niega a cumplir la ley lo mismo habría que ilegalizarlo.

Cree ABC que lo quiere el sanchismo es “dar un golpe de autoridad sobre cualquier otra institución” y “reta al Supremo para no dejar caer a un icono de Podemos. Pero tiene todos los visos de perderlo. Rodríguez, auténtico símbolo de la llegada de un partido antisistema al Congreso, debe marcharse con deshonor. Por delincuente. Por ser un agresor de policías. Y más humillante aún, por ser alguien que se quiere apropiar del escaño, retratándose como un jefe de la misma casta que dice combatir”. De un podemita nos esperamos cualquier cosa, lo sorprendente es que el PSOE se haya vuelto antisistema.

Carlos Herrera dice que llevamos una semana pendientes de un terrorista mientras “grandes empresas de alimentación están alertando a quien quiera oírles acerca de la grave situación por la que puede transitar el equilibrio de precios en los próximos meses”. “Cuando los precios de la cesta de la compra suban —y la cuesta de enero puede ser cruel— todos mirarán a la Moncloa: lo de Otegui y compañía es una broma comparado con la ira que produce ver las cosas más caras y tener una pequeña empresa a la que, además, masacras con subidas de impuestos. Si el pollo te cuesta más y te cobran más por respirar, todo envuelto en esa verborrea barata de Sánchez y sus coristas, más de uno tendrá que medir bien sus días contados”. Lo dicho, a la peña Otegi le importa un pepino, no llegar a fin de mes es otra cosa. Al tiempo.

Rosa Belmonte no puede evitar escribir sobre el mamarracho Iván Redondo. “Que semejante individuo encuentre un tonto al que colarle su mercancía es su gran mérito”. “Con lo de Évole creímos tener bastante, pero si sigue exhibiéndose habrá que seguir escribiendo de este extraordinario ser. O esta otra que le soltó también a Alsina: ‘La literalidad de mi respuesta tiene el alma de tu pregunta’. Amárrame los pavos. ¿Pa qué hablas? Pa cagarla”. Es un imbécil integral.

La Razón

“PP y PSOE eligen cuatro perfiles afines para el Constitucional”. Un juez pa ti, uno pa mi. Aunque también el editorial habla sobre la rebelión de Batet. “La presidenta del Congreso, la socialista Meritxell Batet, ha podido meterse en un callejón sin salida jurídica y de graves consecuencias, incluso, personales por haberse dejado arrastrar por Unidas Podemos en uno de sus inverosímiles enfrentamientos con el Tribunal Supremo”. “No se entiende que los representantes socialistas se hayan prestado a secundar este nuevo pulso absurdo de los podemitas con los jueces”.

“Sin duda, muchos de quienes hoy militan en Unidas Podemos y ostentan cargos públicos no contaban con que su peculiar manera de ejercer la política, desde la bronca callejera, la desobediencia y el acoso público, lo que denominaban ‘gimnasia democrática’, podría pasarles factura al llegar a las instituciones”. De Podemos vale, pero que el PSOE se coloque fuera de la ley… Ya vemos a la Batet huyendo escondida en el maletero de un coche rumbo a Waterloo con el forajido Puchi.

José Lugo comenta la última jugarreta que le ha hecho Casado a Ayuso con lo de Gabilondo. “Ayuso, que con toda la razón anunció que si por ella fuera le vetaría para este nombramiento, se traga un sapo amargo cocinado por su propio partido. Así, sin anestesia, un cargo y una torta en un sólo viaje”. Seguro que Ayuso ya ha perdonado a Gabilondo. Fue la única que le visitó en el hospital cuando se puso malito. Pero Casado, qué torpe es, pero qué torpe.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies